Hay trabajos que llevan su tiempo pero el resultado es espectacular y no deja de sorprendernos nunca. Cuando nos llaman para dar un cambio a un mueble tan grande como una boisserie es complicado que los dueños se hagan una idea de como podría quedar una vez terminada.
En esta caso confiaron en nuestro olfato y creo que no se equivocaron

En un fantástico piso en el centro de Madrid donde las vistas más parecen del centro de Nueva York

Había que dar un cambio a un mueble que les resultaba pesado para el salón y querían aligerar de color, confiaron en la idea de darle al interior un tono fuerte para darle profundidad y ha sido un acierto.

El Resultado nos dejo encantados a todos

Pin It on Pinterest

Shares